Compartimos este artículo publicado por EAE Business School.

Hace un año por estas fechas habilitábamos nuestros despachos caseros, instalando herramientas de trabajo en equipo estilo Slack, Asana o Monday y aprendiendo a utilizar Zoom, Meets y otras aplicaciones de videollamadas. Llevábamos apenas una semana trabajando desde casa y, aunque nadie podía imaginar lo que nos quedaba por delante, ya sabíamos que nuestra forma de trabajar había cambiado para siempre.

Mucho se ha hablado desde entonces de cómo el Covid-19 transformaría el mercado laboral. Hemos escuchado y leído teorías de todo tipo. Algunos defendían que el teletrabajo se había instalado para quedarse y que los edificios de oficinas no tardarían en quedar vacíos. Otros, en cambio, sostenían que en cuanto la pandemia fuera historia, regresaríamos a las oficinas y retomaríamos nuestras costumbres pre-Covid como si nada hubiera pasado.

 Los 10 empleos que más se demandarán en la era post-Covid

Un año después, tenemos un primer diagnóstico basado en la evidencia científica para entender el impacto de la pandemia en el mercado laboral. Se trata del VII Informe EPyCE 2020 de Posiciones y Competencias más Demandadas, realizado por EAE Business School con la participación de la Asociación Española de Directores de Recursos Humanos (AEDRH) y el Foro Inserta de la Fundación ONCE.

Basta una primera ojeada a este documento, elaborado a partir de una encuesta realizada a más de 200 directivos de Recursos Humanos, para entender que aquellos que auguraban una profunda transformación del mercado laboral estaban en lo cierto. Como señala Pilar Llácer, directora del informe, a pesar de las múltiples interrogantes que nos rodean en esta época marcada por la incertidumbre, hay tres certezas incontestables: el futuro de la empleabilidad será digital, sostenible, y requerirá una constante capacidad de aprendizaje.

La prueba es que las posiciones vinculadas a Tecnología, que ocuparon el tercer lugar en la última edición del informe aparecen ahora como las más demandas, mientras que los puestos relacionados con el área Comercial, que han dominado históricamente este informe desde su primera edición, han caído a la segunda plaza. El puesto de Account Manager, que hace solo dos años era el más demandado, aparece ahora en el décimo puesto, mientras que el de Data Science, que no figuraba en el informe hasta 2018, aparece ahora en segunda posición, justo por delante del de Ingeniero Informático.

El impacto de la Covid-19 no solo transforma el mercado sino que redefine el paradigma de liderazgo, según se desprende del capítulo de capacidades más demandadas entre los perfiles senior. Las personas llamadas a encabezar esta nueva era no requerirán tanto hard skills como cualidades más transversales, como resiliencia y capacidad de adaptación, que ahora constituyen el core del nuevo liderazgo. La flexibilidad y capacidad de adaptación al cambio, el trabajo en equipo y la resolución sostenible de conflictos aparecen entre las 10 competencias más demandadas.

Pero si algo hemos aprendido a lo largo de los últimos 12 meses es que para tener éxito en este mundo cambiante resulta imprescindible anticiparse a los acontecimientos. Por eso, vamos a detenernos en los empleos que, según los directivos de Recursos Humanos, se demandarán en los próximos años.

1. Experto en blockchain

El mundo de las finanzas fue el primero en demandar los servicios de especialistas en blockchain, pero ahora esta profesión ha crecido porque muchos sectores están integrando la cadena de bloques en su negocio. Su funcionalidad principal es la de transferir datos digitales de una manera tan segura que permite certificar el seguimiento de toda la transacción. Se trata de una tecnología que se contempla en la transformación digital de casi cualquier empresa

2. Especialista en Machine Learning

El machine learning es una rama de la Inteligencia Artificial que desarrolla modos en que las máquinas aprenden a predecir resultados y tomar sus propias decisiones basadas en datos. La revista Forbes enumeró recientemente sus 10 principales aplicaciones: Seguridad de datos, seguridad personal, comercio financiero, cuidado de la salud, marketing personalizado, detección de fraudes, recomendaciones personalizadas, búsquedas online.

3. Coordinador de Bienestar y Salud

Este puesto toma el relevo de lo que hasta ahora se conocía como prevención de riesgos laborales, y va a desempeñar un papel esencial en el futuro de las empresas. Como apuntaba Pilar Llácer, durante la presentación del informe: “No sabemos cómo va avanzar el virus o si vendrá otro, pero sí sabemos que el teletrabajo ha venido a quedarse y el coordinador de bienestar será clave porque no tiene nada que ver el bienestar del empleado que trabaja de forma remota que el que lo hace desde una oficina”.

4. Gestor de residuos

La función principal de un gestor de residuos es la recogida, el transporte y el tratamiento de los residuos. Normalmente las actividades de los gestores se concentran en el sector industrial, debido a su distanciamiento de los centros urbanos, las elevadas cantidades de residuos generados o por necesidades especiales. Este puesto pone de manifiesto otra de las principales tendencias que venimos observando en el futuro del mercado laboral: la necesidad de alinear las estrategias empresariales con los Objetivos de Desarrollo Sostenible, que en su punto 12 llama a Garantizar modalidades de consumo y producción sostenibles.

5. Gestor de chatbots

Los chatbots o bots conversacionales son programas informáticos diseñados para simular conversaciones con personas a través del teclado o mediante la voz. La rápida mejora de los software de IA ha generado un fuerte crecimiento en el uso de los chatbots, cuya aplicación resulta tremendamente valiosa en áreas como la atención al cliente, la gestión de compras y pagos online, servicios que se han visto literalmente colapsados durante el último año.

6. Experto en ética de datos y privacidad

Este puesto echa por tierra un cliché muy extendido, según el cual todos los empleos vinculados a los datos requieren perfiles marcadamente tecnológicos. La proliferación de la utilización de algoritmos predictivos ha suscitado un acalorado debate ético sobre los límites de su uso, lo que a su vez está incrementando la demanda de expertos en filosofía para garantizar que hacen un uso adecuado de los datos de sus clientes. Según la Unión Europea, 3,5 millones de empleos en el área de la ciberseguridad se quedarán sin cubrir este año en el continente por falta de perfiles adecuados.

7. Experto en soluciones de movilidad

Si el teletrabajo ha llegado para quedarse, la movilidad de los trabajadores va a sufrir una profunda transformación. Gestionarla de forma eficiente y sostenible va a ser, por tanto, uno de los mayores desafíos que enfrentan tanto las empresas como las administraciones, puesto que esta nueva realidad desencadenará también cambios profundos en las ciudades.

8. Otros por definir

Aunque pueda parecer llamativo, no nos debe extrañar que entre las 10 posiciones con más demanda en los próximos años se cuele una todavía por definir. Diferentes estudios han puesto de manifiesto que el 65 por ciento de los empleos del futuro todavía no existen.

9. Arquitecto de Internet de las Cosas

El Internet de las cosas (IoT) es la red de interconexión digital entre dispositivos, personas y la propia Internet que permite el intercambio de datos entre ellos, facilitando que se pueda capturar información clave sobre el uso y el rendimiento de los dispositivos y los objetos para detectar patrones, hacer recomendaciones, mejorar la eficiencia y crear mejores experiencias para los usuarios. Según la consultora Gartner, en 2020 existían cerca de 26.000 millones de objetos conectados a Internet. El volumen de negocio del IoT crece en torno al 17 por ciento anual según IDC.

10. Asesor de Marca Personal

El Consultor de Marca Personal es un profesional que se encarga de crear modelos estratégicos basados en la marca personal y el talento de sus clientes, con el fin de aumentar su valor y lograr que destaquen en su entorno laboral para que de este modo se conviertan en referentes dentro de su sector. Ya era una figura tremendamente relevante en el mundo de la empresa, pero la importancia que están cobrando los nuevos canales de comunicación digitales hará que su labor resulte todavía más valiosa.

Como puedes comprobar, el menú es amplio y diverso. Si no sabes por qué camino tirar, tenemos un consejo para ti: en caso de duda, dirígete hacia aquellas funciones que, independientemente del departamento o la actividad, tengan el apellido ‘digital’. Una cosa está clara: seguro que se demandará.

Puedes encontrar la noticia original en este enlace